viernes, 2 de mayo de 2014

Ladesiete ya es Ladeocho

A partir de las 14:47 será oficialmente Ladeocho. Su cumpleaños ha caído en medio del puente y tendrá que esperar para la celebración con sus amigas. Esas amigas que según dice son tan mandonas y a veces le hablan mal. Ladeocho es ultra sensible con estas cosas de las amistades. Con otras cosas también, pero ha aprendido a parlotear y chacharear, a hacer payasadas y monadas para disimular. Especialmente en dos escenarios: cuando me ve jodida y cuando ve que estoy a punto de convertirme en la señorita Trunchbull. Y claro, en el segundo escenario consigue que se consume la metamorfosis. En la primera de las circunstancias citadas logra, con mucho esfuerzo, que se me pase. 

En este último año se ha planteado grandes ideas, reflexiones, teorías y tesis varias:

- Mamá, no sabría decir cuál ha sido hasta ahora el mejor día de mi vida. Ladeocho es feliz como una perdiz. Un día de excursión con el cole, una fiesta familiar, una tarde-noche de cena y peli en el salón... cualquier evento especial genera en ella una alegría inusitada. Y es antes de acostarse cuando le vienen esta clase de pensamientos reflexivos, estos balances vitales. 

- Mamá, yo creo que de mayor voy a ser guapa, pero no tanto como mi seño. Ladeocho es presumida, elegante y por supuesto, en mi opinión, muy guapa. Cuando le seco el pelo, se mira al espejo y mientras canta canciones de Abba a pleno pulmón, se contempla, se ríe con su boca desdentada y se ve guapa y dichosa. Mola. 

- Me encanta ir a catequesis al pueblo porque allí al menos saben lo que es un rot. Un rot es un eructo en mi lengua materna. Lengua en la que yo les hablo pero que por razones que desafían a la naturaleza filológica, a penas chapurrean. Yo creo que es por no haberles dado de mamar y no haberles transferido por esta vía, ni el apego ni la competencia lingüística. A pesar de eso, entienden y si les da el siroco, hablan la lengua materna. En el pueblo, la inmensa mayoría de los niños sí que hablan esta lengua materna -cosas de una CCAA bilingüe- y a ella le encanta que sus futuros compañeros de sacramento compartan ese conocimiento fisiológico con ella. 

Va a todas partes con un muñeco que le trajeron los Reyes hace un año y medio, lo viste, lo cuida, le habla y me pregunta con él en brazos si me gustaría ser abuela. Saca unas notas buenísimas pero la pasada evaluación suspendió los problemas. Aún así, en mates ha sacado un bien porque le suben la nota por comportamiento. Porque es una santa. Desde el último cumpleaños se ha dejado por el camino seis dientes y lleva 3 meses mellada porque tiene una pala que no quiere salir. Tranquila mamá, que si está ahí dentro ya saldrá. Ha descubierto la banda sonora de Hair! y Moby Dick porque es el libro que lee Matilda. Pero no pasa del llamadme Ismael porque en casa hay una edición de mayores. Habrá que solucionarlo hoy mismo... Pero su descubrimiento más destacable en su carrera desde los 7 a los 8 años ha sido, sin duda alguna, el baloncesto. Cuando todos pensábamos que lo suyo era el ballet y las aficiones gráciles y delicadas, nos ha sorprendido con su devoción por la canasta. Se ha apuntado al equipo de prebenjamines del cole, una auténtica banda que recorre los colegios de la contornada cosechando derrotas de escándalo. Como padres babosos estamos encantados pero los vecinos de abajo no tanto, porque anda con el muñeco en un brazo y la pelota en la mano del otro brazo. Botándola mientras le dice a su bebé que lo va a dejar una rato con la abuela (servidora), que está en casa porque ella se tiene que ir a trabajar....

Con todo esto empieza su nueva vida de 8 años. 
Que passis un bon dia!!!


1 comentario:

  1. MOLTES felicitats a Ladeocho i per a sa Mare,per ser tan brillant escrivint, convertint xicotetes històries en Grans relats. Una plumilla molt artista

    ResponderEliminar